Impactos entre la tierra y asteroides pudieron llevar vida a otros planetas


Estudios científicos demuestran que, tras la colisión de un asteroide contra nuestro planeta, partículas cargadas de elementos biológicos posiblemente salieron disparadas y llegar hasta la Luna, Marte y Júpiter.

La teoría de la Panspermia, al parecer, va cobrando más fuerza cada vez que los científicos descubren compuestos biológicos esenciales en las rocas caídas del espacio. Esta teoría sostiene que los elementos básicos para desarrollar la vida en la Tierra pudieron haber llegado a nuestro planeta por el impacto de un asteroide o un cometa.

Ante esta hipótesis surge otra posibilidad: que durante esos impactos la tierra haya expulsado elementos orgánicos, con los que podría haberse sembrado vida en un planeta lejano.

De hecho, a los estudiosos de la Universidad Nacional Autónoma de México no les parece descabellada esta idea, ya que después de unos análisis llegaron a concluir que las partículas no sólo podrían llegar a Venus, la Luna y Marte, sino que también podrían haber alcanzado Júpiter.

En el estudio, dirigido por el investigador Mauricio Reyes Ruiz y publicado en arXiv.org, los científicos analizaron 10.242 partículas con con una velocidad de eyección mínima de 11,2 km/s, necesario para escapar de la órbita terrestre. Los investigadores siguieron a las partículas simuladas expulsadas durante 30.000 años -lógicamente también simuladas- que es el tiempo máximo estimado de supervivencia del material biológico en el espacio.

Los cálculos han demostrado que se necesita una velocidad de eyección de 11,62 km/s para llegar a Marte y de 14,28 km/s para llegar a la órbita de Júpiter. Las partículas con velocidades de expulsión de alrededor de 11,2 km/s tienen más probabilidades de volver a caer a la Tierra, mientras que las que tienen velocidades de expulsión de más de 16,4 km/s saldrían fuera del Sistema Solar. En este último caso, también es muy difícil que colisionen con otros planetas también es despreciable.
Vida en Ganímedes

Por ahora se necesitan más investigaciones que permitan precisar si la vida terrestre pudo haber alcanzado otro mundo. Si una vez allí consiguió aferrarse y expandirse, ya es otra historia.

Con información de ABC

Anuncios

Publicado el 24/08/2011 en Ciencia. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: